Páginas vistas en total

jueves, 16 de mayo de 2013

DOS AÑOS DE AZUL CON LA V BLANCA.



Hoy es un día muy especial para nosotros, hoy hace dos años comenzamos con este blog no oficial de nuestro querido Club, como una quijota, como tantas, algo que en principio fue pensado solamente para el hincha, hoy ha superado ampliamente nuestras expectativas y es objeto de consulta de periodistas y demás aficionados de nuestro fútbol, para los cuales hemos estados abiertos en todo momento y de lo cual nos sentimos muy orgullosos de serles útiles.
Durante estos dos años no todas han sido alegrías, fueron más las tristezas, nos ha tocado atravesar un momento muy triste de nuestra institución, como ha sido el tener que competir en la divisional de Ascenso, pero como de todo lo bueno y especialmente de todo lo malo hay que rescatar lo positivo, hoy quizás podemos decir que atravesamos uno de los mejores momentos en cuanto a lo institucional, con un montón de dirigentes trabajando como nunca, y con una cantidad de proyectos a futuro que sin duda van a convertir a Quilmes en uno de los Clubes más importantes del interior en cuanto a infraestructura y que en definitiva lo van a impulsar también en lo deportivo.
Dos años y más de 20.000 visitas, nos obligan a esforzarnos mucho más y brindarle lo mejor de nosotros a quienes en definitiva hacen posible que el fútbol siga siendo el deporte rey, EL HINCHA, el sacrificado, el que nunca falta detrás del tejido, el que está en las buenas y en las malas, al que muy bien define Eduardo Galeano:
"Rara vez el hincha dice: " hoy juega mi club". Más bien dice: "Hoy jugamos nosotros". Bien sabe este jugador número doce que es él quien sopla los vientos de fervor que empujan la pelota cuando ella se duerme, como bien saben los otros once jugadores que jugar sin hinchada es como bailar sin música. Cuando el partido concluye, el hincha, que no se ha movido de la tribuna, celebra su victoria, "que goleada les hicimos, que paliza les dimos", o llora su derrota, "otra vez nos estafaron, juez ladrón". Y entonces el sol se va. Caen las sombras sobre el estadio que se vacía.....El estadio se queda solo y también el hincha regresa a su soledad, yo que ha sido nosotros: el hincha se aleja, se dispersa, se pierde, y el domingo es melancólico como un miércoles de cenizas después de la muerte del carnaval"
Para la gloriosa hinchada del mercado, este festejo de hoy es de ustedes, SALÚ.

No hay comentarios:

Publicar un comentario